CAFE CON...TELEVISIÓN. LOS PUBLICISTAS Y NUESTROS HIJOS


  • Autor:  
LOS PUBLICISTAS Y NUESTROS HIJOS
 
            Para que entendamos la gravedad:
            - Un estudio demostró que los niños menores de 8 años no son capaces de ver la diferencia entre una emisión de televisión y una publicidad, por lo que concluía que la publicidad destinada a estos niños es engañosa.
            - Un niño no esta en condiciones de distinguir un anuncio publicitario de un programa antes de los 10 años. Solo a partir de los 12 años son capaces de entender los objetivos de la publicidad.
            Los niños han sido considerados como el público más indefenso ante la persuasión
publicitaria, sobre todo por su ingenuidad, por lo que se considera que la publicidad dirigida a ellos debe estar especialmente regulada.
           
            Los niños se convierten en un objetivo publicitario especialmente sencillo a causa de su fragilidad emocional, como manifestaba el presidente de una agencia de publicidad: “La base de la publicidad es hacer que la gente sienta que sin el producto se es un perdedor. Los niños son muy sensibles a eso.
 
            Como es lógico, los spots pocas veces dicen las cosas tan claras como se acaban de expresar, sino que lo hacen de forma más implícita, y son los mismos niños quienes se encargan de extraer la conclusión a partir de la relación que establecen los anuncios entre producto y “estar al día”, gracias al perfeccionismo de la expresión audiovisual: “el producto X lo que está de moda y sin él no se alcanza del nivel de prestigio exigido entre mis amigos”.
 
            Por eso, todos los niños y adolescentes son muy proclives a la idealización de las marcas y de las innovaciones, a diferencia de los adultos en los que puede influir sólo parcialmente, por tener mayores elementos de juicio.
 
INFLUENCIA DE LA PUBLICIDAD TELEVISIVA SOBRE EL NIÑO
 
            a) En primer lugar, consideraremos la influencia sobre los valores y aspiraciones de los niños, que es el más decisivo, pero también el más difícil de demostrar empíricamente. Tanto la intuición como lo sondeos comparativos entre niños de distintas épocas, muestran que los niños actuales tienen como objetivo “GANAR DINERO”, en mucha mayor medida que los del pasado. Series disney SER POPULAR.
 
             b) Se puede considerar, además, otro efecto global: la rápida inculcación de valores adultos en los niños, tanto en los productos como en las escenificaciones publicitarias; por ejemplo, cada vez es más frecuente presentar relaciones infantiles que invitan implícitamente a la precocidad sexual. (TENER PAREJA, TENER RELACIONES, SER SEXY, SER ATRACTIVO)
           
            C) uniformización de los gustos infantiles a escala mundial. No parece que se trate sino de un capítulo más de la progresiva uniformización en todos los niveles de edad, pero que en los niños resulta más fácil de conseguir por su facilidad de ser moldeados. Las razones de este fenómeno deben buscarse  en las estrategias de márketing mundial: “Muchas compañías han reconocido ahora que las jóvenes generaciones en cualquier lugar están siendo conformadas por  influencias globales y no sólo nacionales.
            Las mayores eficiencias de escala propiciadas por el mercado global conducen a menores costos de producción y a ventajas competitivas.
 
CONCLUSIONES
 
            Los efectos globales de la publicidad sobre el niño se demuestran en la respuesta de compra.
            Si comparamos los pedidos a los reyes magos con los juguetes aparecidos en la televisión existe una correlación del 95%, lo que demuestra que las preferencias de los niños mantienen una relación directa con las marcas expuestas en la televisión.
            El matiz sería que los niños suelen ajustar sus peticiones a las posibilidades de obtener el juguete que desea lo que explica que, junto a la publicidad, existan dos variables fundamentales de demanda: la edad de los niños y los ingresos paternos.

 

Ir a la lista de artículos

 

 


Preocupados por nuestros hijos

Búsquedas frecuentes:

horario  menu  libros  natación  mens  blog  granja  texto  piscin  menús